Ayer se realizó la presentación de la alianza entre Nokia y Claro que permite a los usuarios de este operadora pagar las aplicaciones descargadas desde la aplicación de la tienda Ovi descontando el valor de su saldo disponible para los clientes prepago) o con cargo a la factura para clientes pospago.

Según los números presentados por Patricia Arteaga (@arteagapa) de Nokia, en abril de este año los ecuatorianos realizamos más de 500.000 descargas. Aunque no especificó cuántas de las aplicaciones descargadas eran gratis y cuántas eran de pago, es factible que este número aumente ahora que descargar una aplicación de pago es tan simple como comprar un tono de Pitbull: la barrera que supone la titularidad o el uso en línea de una tarjeta de crédito ya no existe para los clientes de Claro, al menos en la tienda Ovi.

Los vientos se muestran favorables para los desarrolladores locales de aplicaciones móviles. Ahora cuentan con una plataforma de bajo umbral de acceso donde podrán monetizar sus aplicaciones en el mercado local con la operadora que aglutina la mayor cantidad de usuarios en el país. Agregar una aplicación en la tienda Ovi es gratis y el período de aprobación no suele exceder las dos semanas.

Los desarrolladores pueden apuntar a Java, en la plataforma de las Series 40 y Symbian. El smartphone de gama baja más vendido en Ecuador, según datos revelados por Nokia en abril, es el C3 que corre S40. A estos SOs hay que sumar Windows Phone 7, que llegaría en dos smartphones de gama alta de Nokia a finales de este año.

A continuación, se encuentran algunas imágenes y un resumen en video del lanzamiento, con el imperdible video de Angry Birds proyectado sobre el edificio Centrum.

Escribe un comentario

comentarios